La eyaculación femenina
La eyaculación femenina es la expulsión de líquido, en una cantidad notable, de la uretra de la mujer durante el orgasmo. Los expertos consideran que entre el diez y el cuarenta por ciento de las mujeres son capaces de eyacular. Esta eyaculación puede diferir en apariencia, textura y cantidad. Puede ser un líquido claro acuoso o de tipo lechoso. Las cantidades pueden variar, pudiendo llenar una cucharita o, en algunos casos extremos, una taza.

Ed Belzer, profesor de la Universidad de Dalhousie, ha encontrado distintas cantidades de ácido de fosfato en eyaculación femenina. Anteriormente se creía que sólo los hombres podían expulsar este componente de la eyaculación, ya que se pensaba que sólo se producía en la glándula prostática.

Los estudios también han revelado la reducción de las concentraciones de urea y creatinina en la eyaculación femenina, que son componentes primarios de la orina. Este líquido es una combinación de fluidos que además ayuda a lubricar el tracto vaginal.

La mayoría de las mujeres eyaculan de esta manera debido a la estimulación del punto G. Este durante la estimulación se hincha y comienza una descarga de líquidos a través de la uretra. Esta respuesta del cuerpo femenino es muy parecida a la de los hombres cuando se produce la respuesta a la estimulación de la próstata. Durante el primer segundo se produce un fuerte deseo de orinar, pero es rápidamente reemplazado por el placer sexual. Después de leer esto, recuerda que no debes asustarte si te sucede algún día.